PANTER WEB JULIO 2019
  • Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • LinkedIn
LAVOR 2019
  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn

La Asociación de Fabricantes y Distribuidores considera que la aparición de nuevos productos será el motor para que la industria mantenga la tendencia alcista de los últimos años.

Incertidumbre. Esta es la palabra que marcará el 2020, según el Comité de Ferretería y Bricolaje de AECOC. La Asociación de Fabricantes y Distribuidores prevé un año en el que se mantendrá la tendencia alcista del sector, si bien cree que los resultados quedarán lejos del 5% con el que previsiblemente se cerrará este 2019.

La Asociación constata una preocupación entre los proveedores por la inactividad de un mercado en el que los usuarios han reducido su consumo, en parte, por la incertidumbre política y económica. Sin embargo, el responsable del sector DIY de AECOC, Alejandro Lozano, considera que aún es pronto para activar las alarmas. “El sector y los consumidores se están adelantando a un escenario económico que se prevé complejo y, si bien es cierto que debemos prepararnos para unos años más complicados que el último lustro -en el que los indicadores han sido positivos-, todo apunta a que en 2020 el sector seguirá creciendo”, ha destacado.

Según las estimaciones de AECOC, este crecimiento estará más marcado por la aparición de nuevas soluciones -productos, servicios y modelos de negocio- que por el incremento de ventas de los artículos que fabricantes y distribuidores ya ofrecen.

Otro de los factores que marcará el 2020 será la continuación del reajuste que está viviendo la distribución moderna, con cada vez menos operadores. Según las previsiones de AECOC, este proceso de concentración del mercado no se resolverá a corto plazo. En este sentido, la Asociación considera que existe una reiteración de propuestas similares y que hay espacio para la aparición de actores con modelos diferentes.

Mejor comportamiento de distribuidores
De cara al cierre de este 2019, el sector espera que las ventas generadas por las campañas de calefacción y Navidad contribuyan a apuntalar el esperado crecimiento del sector por encima del 5%.

El punto de venta tradicional destinado al consumo detallista es el que registra un crecimiento más modesto, mientras que la distribución para profesionales es la que más están creciendo desde hace dos años. “Existe una debilidad en la demanda y la ralentización en el consumo nos hace pensar que es una tendencia que se mantendrá en los próximos meses, lo que afecta especialmente a la venta al detallista”, indica Lozano.

Sin embargo, destaca la predisposición de estos operadores tradicionales a incorporar productos innovadores en su catálogo, lo que incrementa las posibilidades de mejorar los resultados de un canal que, en la actualidad, mantiene un crecimiento plano.

El papel del online
Uno de los factores que más está afectando a la evolución del sector es la influencia del creciente mercado online sobre la actividad de fabricantes y distribuidores. “Las rentabilidades se ven muy afectadas en las categorías de producto presentes en las tiendas online de los pure players digitales, como la maquinaria eléctrica, lo que obliga a continuas revisiones de precios en el resto de operadores”, explica Lozano. De hecho, esta presión en los precios está comprometiendo la viabilidad de los players más pequeños del sector.

En cambio, el canal online sí que ofrece a los fabricantes una oportunidad para llegar al cliente final. “Los datos que ofrece el e-commerce están ayudando a conocer los intereses de los consumidores, tener un mayor acierto en las inversiones y proponer nuevas soluciones acordes a las demandas del mercado”, apunta el portavoz de AECOC.

  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn