PANTER WEB MAYO 2019
  • Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • LinkedIn
LAVOR 2019
  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn

Según la asociación de la industria europea de adhesivos y selladores (FEICA), cada año se utilizan cerca de cinco millones de toneladas de adhesivos y selladores en Europa, volumen que no para de crecer. En línea con esta demanda, los fabricantes ofrecen más de 250.000 productos diferentes para las aplicaciones más diversas.

La favorable evolución de la demanda procedente del ámbito de la construcción, el buen comportamiento del consumo privado y el crecimiento de la demanda industrial han sido los principales responsables del impulso en las ventas de adhesivos y selladores en los últimos años en nuestro país, que asimismo ha dejado cifras favorables tanto en la actividad exportadora como en las importaciones. Con incrementos en el valor del mercado cercanos al 5 y al 4% en 2017 y 2018, podemos hablar de un sector que presenta un alto grado de concentración –formado por unas 100 empresas-, y que ha conseguido estabilizarse gracias no sólo al panorama externo, sino también a su permanente afán innovador.

Pero no todo es coser y cantar, ya que es también una industria que debe lidiar con permanentes alzas en los precios de algunas de sus materias primas. El problema, por supuesto, trasciende nuestras fronteras.

Ya a principios de 2016 la principal asociación alemana de fabricantes de adhesivos (IVK) informaba que la industria se estaba viendo afectada por los significativos aumentos de precios en algunos productos químicos básicos e intermedios, tal como indica la Asociación Española de Fabricantes de Colas y Adhesivos (ASEFCA). Dichos productos son la base química de una gran cantidad de materias primas que son claves en las formulaciones de los adhesivos.

Desde mediados de 2016, estos costes adicionales para productos químicos básicos han tenido un impacto en los precios de productos intermedios y químicos especiales, que han aumentado notablemente. Concretamente para el monómero de acetato de vinilo (VAM), la industria de adhesivos ha sufrido un aumento de precios del 40% desde finales de 2016. Y no hablamos de cualquier ingrediente, sino de la materia prima clave para la fabricación de adhesivos de base acuosa, tan utilizados en los sectores del automóvil, la construcción o la industria del mueble y artículos de madera, en la fabricación de papel y materiales de embalaje y en un sinnúmero de trabajos manuales. La razón de esta subida es una tensa situación de suministro, dependiente de las importaciones, debido a una demanda fuerte y continua, especialmente de los mercados de Asia y los EEUU.

Asimismo, la IVK ha alertado sobre la subida de precios de otras materias primas, utilizadas para la producción de adhesivos termofusibles y poliuretanos reactivos (PUR).

TENDENCIAS Y SECTORES DE CONSUMO
Los adhesivos y selladores son productos de formulación avanzada que juegan un papel esencial en miles de artículos cotidianos. Las tendencias que se están imponiendo en el mercado de adhesivos y selladores a nivel global pasan por la incorporación de productos elaborados con nuevos materiales que mejoran la fijación, incluso en condiciones climáticas extremas y una mayor especialización. En el mundo, los adhesivos a base de agua y de fusión en caliente están ganando terreno en detrimento de los elaborados a base de solventes, principalmente en los países desarrollados.

Según datos de FEICA (Asociación de la Industria Europea de Adhesivos y Selladores), en términos de valor, los principales sectores de consumo final para adhesivos y selladores en Europa son la edificación y construcción (29,5%), el papel y cartón (20,3%), el montaje industrial (18%), el transporte (11%) y la carpintería (8,3%). El valor total del mercado alcanzó los 14,5 mil millones de euros en 2017.

Cabe destacar que al menos la mitad de la producción de adhesivos y selladores se utiliza en aplicaciones industriales.

COMERCIO ONLINE, DESAFÍO PENDIENTE
Según la Radiografía del Comprador de Ferretería y Bricolaje de Aecoc, el 83% de la población ha comprado algún producto del sector de la ferretería y el bricolaje en los últimos seis meses, siendo los adhesivos la tercera categoría de consumo con mayor penetración –después de ferretería y electricidad–. Por lo mismo, es habitual que sea uno de los primeros productos que nos encontremos al entrar en una ferretería de barrio, o incluso en tiendas no especializadas. Sin embargo, ese lugar privilegiado que los adhesivos – y en menos medida los selladores- han sabido conquistar en las tiendas físicas no se ha trasladado de la misma manera a los ‘lineales virtuales’ del e-commerce. Las razones son varias, partiendo por la propia naturaleza del producto, pese a lo cual se ha mantenido un leve crecimiento sostenido.

Reinier Zuydgeest, analista de USP Marketing Consultancy, hace referencia a este tema en su artículo ‘La compra online de selladores aún está limitada entre los consumidores de la UE’, donde analiza los posibles factores que frenan una mayor participación de estos productos en el comercio electrónico. “En la mayoría de los casos los selladores son parte de una lista mayor de productos que se necesitan para un proyecto de mejora del hogar”, señala Zuydgeest, a lo que se suma el hecho de que hablamos de productos que suelen necesitarse para un uso más inmediato, por lo que tiene más sentido acudir a la tienda de barrio habitual.

Asimismo, con datos del European Home Improvement Monitor, el analista de USP destaca que las diferencias entre países -y entre consumidores- pueden ser considerables, siendo los polacos (7,8%) y los alemanes (6,3%) los que más compran selladores de forma online, mientras que los consumidores de los Países Bajos (1,2%) y Bélgica (0,9%) ocupan los últimos lugares de la lista.
Como era de esperar, el segmento de la población que más consume estos productos en línea es el de los millennials. Una explicación, más allá de su calidad de ‘nativos digitales’ puede encontrarse en su falta de experiencia y conocimiento a la hora de hablar de proyectos de mejora del hogar, lo que genera una mayor demanda de información a través de diversos canales online. Esta necesidad y búsqueda de orientación culmina, muchas veces, en la compra de un producto. De esta manera, siguiendo con el European Home Improvement Monitor, las posibilidades de que un comprador de este grupo etario adquiera un sellador de forma online son del doble respecto a los compradores mayores de 35 años.

Al final de su texto, Zuydgeest ofrece una serie de consejos al canal online para tener éxito a la hora de acercarse a este segmento en particular: Al ser jóvenes y tener menos habilidades y conocimientos sobre los productos de bricolaje, “los consejos prácticos, tutoriales y la confirmación social (recomendaciones) resultan claves para cerrar la venta online de selladores”, concluye.

XX EDICIÓN ANUAL DEL CONGRESO INTERNACIONAL DE ADHESIÓN Y ADHESIVOS
Los próximos 17 y 18 de septiembre, en el Palacio Miramar de San Sebastián (Guipúzcoa), TECNALIA albergará la XX edición anual del Congreso Internacional de Adhesión y Adhesivos, en colaboración con el Grupo Español de Adhesión y Adhesivos (GEAA).

Esta edición estará centrada en las estructuras multimaterial y durante dos días se convertirá en el principal foro de intercambio de conocimiento y tecnología entre profesionales especializados, fabricantes y usuarios de adhesivos que buscan conocer los avances tecnológicos y las últimas novedades del mercado y aplicaciones en torno a la tecnología de unión por adhesivos.

El Congreso cubrirá diversos campos relacionados con la adhesión y los adhesivos, incluyendo la síntesis y formulación de adhesivos, las técnicas de caracterización de adhesivos y superficies, aplicaciones de adhesivos de interés industrial, la ingeniería de la adhesión, los tratamientos superficiales y la durabilidad de las uniones.

El día previo al Congreso, 16 de septiembre, y en colaboración con GEAA, se celebrará el workshop “Estructuras Multimaterial”, donde se abordarán aspectos relacionados con el papel que juegan los adhesivos en el desarrollo de soluciones que combinan diversos tipos de materiales.

Ya se encuentra abierta la presentación de propuestas para participar en el congreso con ejemplos prácticos y reales, "donde su puesta en común tendrá gran interés para todos los sectores industriales en los que la unión por adhesivos se ha convertido en tecnología facilitadora para la fabricación innovadora y sostenible", señalan los organizadores.

ADHESIVOS Y SELLADORES, DIFERENCIAS Y SIMILITUDES
Tanto adhesivos como selladores son materiales no metálicos que cumplen con la función de ‘mantener las cosas juntas’. En ambos casos existen infinidad de desarrollos –en cuanto a sus formas, capacidades y materiales-, que son utilizados en incontables aplicaciones diarias. Ahora, pese a estos elementos en común, es importante diferenciar entre ambos productos. Mientras que un adhesivo es un componente capaz de unir dos o más materiales por la superficie (adherencia) y la fuerza interna (cohesión), un sellador es un material suave y flexible que une dos superficies rellenando el espacio existente entre ambas, a la vez que crea una barrera de protección que impide  entradas o fugas de materiales sólidos, líquidos o gaseosos.

En el mercado se pueden encontrar distintos tipos de adhesivos, pudiendo clasificarse según su base de fabricación (base agua o solvente, sólidos y líquidos, naturales y sintéticos…). Los adhesivos con base de agua conforman el segmento principal debido a su versatilidad. El consumo de productos de base solvente, por su parte, está disminuyendo debido a que las regulaciones sobre emisiones de compuestos orgánicos volátiles (COV) se hacen cada vez más estrictas. Esto está llevando a los fabricantes a realizar fuertes inversiones en investigación y desarrollo (I+D) de nuevas tecnologías y productos más amigables con el medio ambiente.

Algunos adhesivos modernos son extremadamente fuertes (como es el caso de los adhesivos estructurales), lo que está haciendo crecer su importancia en sectores como la construcción moderna y la industria.

En cuando a los selladores, los hay de poliuretano (utilizados en aplicaciones como sellados de vidrios frontales y laterales de vehículos, ventanas, puertas, uniones discontinuas de soldadura, etc.), anaeróbicos (utilizados en la fijación de tornillerías, tuberías, etc.), de base de silicona (que cuentan con un amplio abanico de aplicaciones gracias a las excelentes resistencias químicas, físicas y medioambientales que muestran estos productos), de epoxi y poliéster (utilizados en cavidades y fisuras en piezas plásticas) y de butilos (selladores plásticos como masillas moldeables o cintas sólidas que no necesitan tiempo de curado, ya que se aplican directamente sobre la unión).

Ahora, más allá de definiciones técnicas, podría decirse que adhesivos y selladores tienen características similares y juegan roles parecidos, siendo la principal diferencia entre ambos que los selladores, normalmente, presentan una menor resistencia y mayor alargamiento (capacidad de elongación) que los adhesivos.

  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn