PANTER WEB JULIO 2019
  • Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • LinkedIn
LAVOR 2019
  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn

habitissimo establece una serie de consejos que ayudan a reducir la factura de la luz sin renunciar al aire acondicionado. Una de las premisas básicas es no programar la temperatura por debajo de los 23Cº-24Cº. Por cada grado que disminuimos, el consumo de energía aumenta un 8%. También cobra especial relevancia el aislamiento de la vivienda.

Con la llegada del calor, la instalación de aire acondicionado se convierte en una de las reformas más solicitadas según habitissimo, la plataforma líder en reformas del hogar. La gran mayoría de estos encargos recaen en peticiones para instalaciones íntegras.

Concretamente, en 2018 el 40% de los presupuestos consultados se centraron en instalaciones completas. Existen diversas opciones en cuanto a bolsillos para integrar este beneficio en el hogar. Según los presupuestos registrados en habitissimo, las instalaciones split son las más demandadas por su fácil instalación y el precio se sitúa en los 1.600 €.

Además, los que incluyen bomba de calor son una opción perfecta para aquellas viviendas que no disponen de calefacción. Gracias a la tecnología inverter, aprovechan el aire del exterior para convertirlo en calor y mantienen una temperatura estable dentro de la casa.

Por su parte, un sistema centralizado es uno de los más costosos pero también el más potente. La instalación ronda los 3.000 € aunque algunos edificios de obra nueva cuentan ya con la preinstalación, lo que permite abaratar el coste.

Existen varios aspectos a tener en cuenta antes de realizar cualquier instalación de aire acondicionado:
- El espacio a enfriar es un factor clave para decidir el modelo. No sólo hay que tener en cuenta la potencia necesaria, sino también el espacio disponible para la instalación y el aislamiento térmico de la vivienda.

- La ubicación del sistema influye en la eficiencia del sistema de climatización, en el ahorro energético y en la estabilidad de una temperatura media. Se recomienda consultar con un profesional quien podrá determinar la mejor ubicación tanto para la unidad exterior como interior en el caso de sistemas split y de las rejillas de ventilación en los aires acondicionados por conductos.

- La contratación de un instalador cualificado demostrable es determinante para asegurarnos un buen servicio. Existen varios tipos de certificados como el carné de Instalador Autorizado o el Certificado de Aptitud. Aunque el primero no sea legalmente obligatorio, el segundo sí y asegura que el profesional está capacitado para manipular gases, tensión y electrónica.

- Otro de los puntos decisivos es la elección entre un sistema de aire convencional o uno conb tecnología inverter. Una de las grandes ventajas que ofrece esta segunda opción es el ahorro energético. A diferencia del primero, su capacidad para mantener la temperatura evita el constante encendido y apagado. Según habitissimo, aunque el desembolso inicial sea más elevado, con este tipo de sistemas puedes llegar a ahorrar entre 25% y un 50% en las facturas de la luz. Asimismo, alcanzar la temperatura deseada con más rapidez, además de aportar un mayor silencio y durabilidad.

habitissimo establece una serie de consejos que ayudan a reducir la factura de la luz sin renunciar al aire acondicionado. Una de las premisas básicas es no programar la temperatura por debajo de los 23Cº-24Cº. Por cada grado que disminuimos, el consumo de energía aumenta un 8%. También cobra especial relevancia el aislamiento de la vivienda.

Un revestimiento de calidad o una buenas ventanas pueden lograr un ahorro de energía de más del 30%. Por último, mantener unas buenas condiciones del aparato es fundamental, no sólo para el buen funcionamiento de éste sino también para preservar un ambiente limpio y saludable.

  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn